El audio filtrado el pasado lunes de una conversación entre el actor Daniel Alcaíno y su pareja, Berta Lasala, también actriz, reveló un supuesto espionaje en contra del actor conocido por su personaje “Yerko Puchento”, quien hace algunas semanas, Álex Smith apuntó como supuesto financista de la Coordinadora Arauco Malleco (CAM).


Según consigna en La Tercera, la filtración del audio de una conversación entre Alcaíno y su pareja, la también actriz Berta Lasala, sobre la liberación de un amigo suyo: Alfredo Canales Moreno, ex mirista condenado como cómplice del secuestro del empresario brasileño Washington Olivetto, quien logró la libertad condicional en diciembre del año pasado tras un recurso de amparo presentado a la justicia.

Se trata de una interceptación presumiblemente realizada por la unidad de Inteligencia de Carabineros de Temuco, la misma de la polémica por la Operación Huracán, respecto de la cual el Ministerio Público indaga si fue realizada con una orden judicial o si fue realizada de manera ilegal, dice el medio.

Alcaíno y Canales se conocen desde su época escolar, ya que fueron compañeros de curso en el Liceo de Aplicación y mantienen una amistad desde esa época. Incluso, el actor fue a ver al ex mirista cuando estuvo detenido en Brasil por el secuestro del empresario Olivetto.

En la llamada interceptada Alcaíno le cuenta a su pareja, con expresiva alegría, sobre la inmediata liberación de Canales tras los alegatos del recurso de protección presentado a su favor.

Con esto se confirmaría que las conversaciones del humorista estaban siendo escuchadas por personal de Inteligencia que hoy está en la mira de la Fiscalía por falsificación de pruebas.

Escuche acá el audio gentileza de La Tercera.

 

Primer Audio.

Alcaíno: Oye, Berta, le otorgaron la libertad a Alfredo.
Lasala: No te lo puedo creer.
Alcaíno: Sí, todos llorando acá, está la cagá. Vamos a ir ahora a buscarlo a la cárcel.
Lasala: ¿Y él sabe?
Alcaíno: No po, estuvimos acá en el alegato todas las hermanas, toda la gente estábamos esperando cruzando los dedos y ahora dieron la firma los jueces para que salga en libertad, porque esto es así.
Lasala: Qué la raja, van a ir a buscarlo, a almorzar, algo así?
Alcaíno: Vamos a ir a buscarlo ahora a la Cárcel de Alta Seguridad.
Lasala: Y dónde van a ir a almorzar.
Alcaíno: No sé, nadie anda preocupado de eso, están todos felices. Vamos a ir para allá a buscarlo.
Lasala: Cuánta gente hay, cuántos son.
Alcaíno: Estamos la Francisca y la mamá. Porque la Marité se fue al mano a mano porque tiene que atender el local. Y le avisaron a la hermana que está en Estados Unidos, así que estamos ahí dándole la noticia a todos.
Lasala: Y va a salir hoy día mismo de la cárcel.
Alcaíno: Altiro po.
Lasala: Ándate a la chucha weón, qué buena onda, mi amor.
Alcaíno: Y lo habían rechazado, rechazado (el recurso) porque decían que no se había reinsertado en la sociedad, que no tenía cambio, y alegó el abogado este y me nombró a mí po y dijo: ‘está aquí el actor no sé cuánto, que puede dar fe de su conducta’.
Lasala: ¿Y que tú hay ido a verlo a Brasil dos veces?
Alcaíno: Sí, todo eso y yo miraba al juez Calvo y lo miraba con cara de ‘qué mariconá lo que le hicieron a usted antes y lo había visto antes en los pasillos y lo saludé”. (…) dieran la firma poh, y los tres jueces otorgaron ahora el beneficio de la libertad condicional.
Lasala: Qué rico. Bueno, vayan a buscarlo.
Alcaíno: Esto está para una película.
Lasala: Pon la cámara para ver la cara que pone tu amigo cuando lo veai.
Alcaíno: Ya vamos pa allá ahora. Chao.

En un segundo audio

Lasala: ¿Cómo les fue?
Alcaíno: ¡Aló! Estamos aquí esperando que salga. En cualquier momento va a salir
Lasala: ¡Qué rico!
Alcaíno: Y llegó el Cristian también en bicicleta así que estamos todos aquí ‘al aguaite’
Lasala: Oye mi amor, te amo
Alcaíno: También
Lasala: ¿Le pudiste depositaste a este cabro, al Yayo?
Alcaíno: No, lo voy a hacer ahora porque tengo que hacer …
Lasala: ¡Yaaaa!
Alcaíno: Todo el chiste pos hija
Lasala: Son 40 más
Alcaíno: Sí, meterme al sitio … pero lo voy a hacer, tranquila
Lasala: ¡Te quiero tanto!
Alcaíno ¡Yo también! ¡Te amo mucho! ¿Y cómo estay tú?, ¿Cómo te has sentido?
Lasala: Aquí, bien
Alcaíno: ¡Qué rico!
Lasala: Estoy en mi casita, viendo una película
Alcaíno: ¡Ya! ¡Ya mamita! ¡Nos vemos!
Lasala: Almuerza con Javier, ¡Chao mi amor! ¡Te quiero!
Alcaíno: ¡Ya! ¡Chao!


Voz Ciudadana Chile en facebook

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. EN VOZ CIUDADANA CHILE