Navarrete fue investigado y acusado por la Fiscalía, que pide para el pastor un pena de 12 años de cárcel, aunque su defensa asegura que no existen pruebas para acreditar los abusos y que incluso algunos de las conductas denunciadas cuando las víctimas eran menores de edad estaban prescritas.

El pastor fue formalizado hace dos años por tocaciones a las jóvenes hoy mayores de edad, conducta que según el Ministerio Público habría tenido como pretexto el ayudar a las entonces menores para mejorar su sexualidad.

Con la declaración del capellán evangélico de la PDI en su calidad de perito partió el juicio en contra de un pastor acusado por la Fiscalía de Concepción de abusar sexualmente de tres jóvenes. En caso de ser declarado culpable, Luis Navarrete Cartes enfrenta la pena de 12 años de cárcel.

Tras los alegatos de apertura del Ministerio Público y la Defensoría, y luego de que el pastor evangélico imputado se reservara el derecho a declarar, el primero en comparecer ante el Tribunal Oral de Concepción fue David Muñoz, capellán de la Policía de Investigaciones.

En su calidad de perito y experto en sociología y teología, Muñoz acreditó los cargos imputados a Luis Navarrete Cartes al asegurar que de la lectura de la declaración de las víctimas, pudo constatar que el pastor se aprovechó de la debilidad de las jóvenes y así pudo proceder a abusar sexualmente de ellas.

 

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. EN VOZ CIUDADANA CHILE