Un grupo de parientes varones no dudó en arrancarle los ojos a un pakistaní de 22 años por querer contraer matrimonio con su novia. Los hechos sucedieron en el distrito de Nasirabad, en el centro del país asiático, según informan medios locales.

“Mi padre primero estuvo de acuerdo. Pero, tres horas después, mi padre y mis cuatro hermanos me llevaron a una habitación donde me ataron a una cama y empezaron a sacarme los ojos”, relató el joven, que intentó disuadir en vano a los familiares, que usaron una cuchara y un cuchillo imponer su castigo. La víctima explicó que, después de que le sacaran los ojos, les suplicó que lo mataran, a lo que su padre se negó argumentando que debía permanecer vivo para ser “un ejemplo para otros niños del pueblo”.

El joven fue ingresado en un hospital pero los médicos no pudieron hacer nada por salvarle la vista. Los vecinos de la zona denunciaron el incidente a las autoridades locales, que arrestaron al padre y a dos de los hermanos, mientras que los otros implicados permanecen en busca y captura.

 


FUENTE- actualidad.rt.com

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. EN VOZ CIUDADANA CHILE