Diego Armando Maradona enloqueció en San Petesburgo. El ex astro argentino se levantó de su asiento en el palco vip del estadio tras marcar Leo Messi y pareció entrar en trance mirando al cielo y hablando solo.


La emoción y la tensión que se está viviendo en el Argentina-Nigeria es muy grande y Maradona se desató tras el golazo del blaugrana que abría el marcador.

El mítico 10 fue aclamado desde su llegada al estadio. Una vez dentro, no pararon de hacerle fotografías, contexto en el que se mostró cómodo, interactuando con el resto de aficionados e incluso llegando a enseñar su estómago apoyado en el cristal que separaba su palco de la grada.

Con el gol de Messi, que ponía el 0-1 en el marcador y a Argentina en los octavos de final del Mundial, se le vio desbordado de alegría, soltando presión.

Minutos más tarde, sin embargo, se le vio mucho más tranquilo, al punto de que se quedó dormido en mitad de la primera parte.

Ya en el segundo tiempo, cuando se mascaba la tragedia para Argentina, el 10 volvió a enloquecer gracias al gol salvador de Marcos Rojo, que mete a los de Sampaoli en los cruces. ‘El Pelusa’ dedicó peinetas como celebración.


Voz Ciudadana Chile en facebook

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. EN VOZ CIUDADANA CHILE